El misterio de la cúpula de Brunelleschi

Cupulina de Brunellesci

       Posiblemente estemos ante el hallazgo arqueológico más importante en lo que va de siglo.  Sepultada bajo tierra y próxima a la Catedral de Santa Maria del Fiore, en Florencia, han encontrado los restos de la “cupulina” que el gran Filippo Brunelleschi, artista florentino, utilizó como boceto  para levantar la que está considerada la cúpula más grande del Renacimiento.

      A menos de un metro de profundidad, el aspecto que presenta es el de una pequeña cúpula redondeada de unos tres metros de diámetro y situada  debajo del Museo dell ´Opera del Duomo, o lo que es lo mismo, bajo el ápside de la Iglesia. Aparece mutilada en la parte superior, careciendo  de linterna,-en caso de que la tuviese-, y rodeada de restos de marmol e hierro, prueba inequívoca  de que ahí se encontraban los talleres que aportaban el material para la construcción del Duomo.  También han hallado testimonios documentales en los que se vincula al artista renacentista con la obra realizada en la catedral.

.

Cúpula Santa Maria del Fiore

       Siguiendo la técnica denominada “spina di pesce” propia de Brunelleschi, por la cual los ladrillos internos están colocados en diagonal, como la espina de un pescado. Seis siglos han pasado desde entonces y hoy el misterio de la técnica que el genio del Renacimiento empleó para construir la cúpula de la catedral de Florencia ha quedado desvelado. Para levantarla el artista estudió el arte romano, los cimborrios del medievo y las cúpulas bizantinas.

      Considerada unanimemente como perfecta en su diseño, su proyecto fue el más ambicioso del Renacimiento. Levantada sobre un cimborrio octogonal, es la mayor estructura de ladrillos del mundo con un peso de 27.000 toneladas y una linterna de 16 metros de altura, inspirada en los templos del imperio romano.  Comenzaron las obras en 1420 y concluyeron en 1436 convirtiendola en  la primera cúpula construida sin soporte de un marco de madera.  Por aquel entonces fue denominada la catedral más grande de Europa. Hoy sólo es superada por la Basílica de San Pedro en Roma, la Catedral de San Pablo en Londres, y la Catedral de Sevilla en España

      En la perfección de su arquitectura el artista quiso expresar no solo una fastuosa concepción del mundo, sino una restaurada creencia humanista, la Cúpula de Santa Maria del Fiore sería “la expresión máxima de aquella sociedad florentina”.    * Su belleza se puede contemplar en todo su esplendor  desde la torre del Campanile tal como muestra la fotografía.

 

The mistery of Brunelleschi´s Dome

La Puerta del Paraiso restaurada y expuesta.

Trás 27 años de restauración, La Puerta del Paraiso ha vuelto a exhibirse, esta vez en el Museo dell’Opera del Duomo en Florencia.  Considerada para muchos una de las obras maestras del Renacimiento y de las más valiosas de la historia del arte. Con 5,20 metros de altura, 3 metros de largo, 11 centimentros de grosor y 8 toneladas luce totalmente restaurada y ha devuelto el esplendor a los 10 paneles de bronce y oro  tras los graves daños sufridos en las inundaciones de Florencia de 1966 y por las inclemencias meteorológicas de los últimos siglos.

Su autor fue Lorenzo Ghiberti que comenzó su construcción en 1452 para concluirla 25 años después.  Compuesta de diez paneles con imágenes del Antiguo Testamento (Adan Y Eva, Caín y Abel, Noé, Abrahán, Moises…) alguno de estos paneles con más de cien figuras representadas. Miguel Angel al contemplarla una vez finalizada en el Baptisterio de San Giovanni (frente a la Catedral de Florencia) exclamó:  “Es tan bella que tendría que estar colocada en la puerta del paraíso”. También Vasari, arquitecto del Palacio de los Uffizi declaraba que “es la obra de arte más fina jamás creada”

Actualmente una réplica exacta de la puerta ocupa la denominada Puerta Este del Baptisterio. ( La reflejo en la fotografía inferior).

http://enmiscriptorium.wordpress.com/2012/11/16/miguel-angel-dejo-mensajes-prohibidos-en-la-capilla-sixtina/